El tiempo - Tutiempo.net
Alcoi
El temps

Apréndelo todo acerca de los eccemas y descubre cómo prevenirlos

A continuación vamos a aprender todo lo relacionado con los eczemas, un problema que aumenta su incidencia precisamente durante las vacaciones de verano, ya que se produce una mayor sequedad de la piel por lo que debemos aprender a prevenirlos y, en el caso de que se hayan producido, a curarlos.

En la actualidad, muchas personas sufren distintos eccemas en su piel, y es que estamos hablando de un problema que se presenta con diferentes alternativas entre las que destaca la dermatitis atópica, una de las más frecuentes. Por esa razón, en esta ocasión vamos a conocerlo todo acerca de los eccemas, consiguiendo de esta forma por una parte aprender a prevenir el eccema, y por otra a curarlo en el caso de que se haya producido finalmente debido precisamente en estas fechas y la llegada del verano, se trata de un problema que aumenta su incidencia en la población.

El eccema, un problema que se agrava con la llegada del verano

Con la llegada del verano, hay problemas a los que debemos prestar una mayor atención, ya que existe una mayor incidencia o, incluso, tienden a agravarse más de lo habitual.

En este sentido, el eccema es sin duda uno de los más destacados, y es que nos encontramos en una temporada en la que la piel se reseca más además de que aparecen los tan habituales picores que, si notamos adecuadamente, al final pueden acabar desembocando en un problema mayor como un eccema que se reproduce y nos cuesta más esfuerzo poder acabar con él.

Evidentemente, uno de los mejores remedios frente a este tipo de problemas es la hidratación y el correcto cuidado de la piel, de manera que deberemos tenerlo en cuenta ya que de esta forma por una parte vamos a conseguir prevenir, mientras que por otra lograremos curarlo de la forma más efectiva en el caso de que se produzca.

Cabe destacar que no sólo la deshidratación dar lugar a los eccemas o facilitar su aparición, sino que en general en verano estamos más expuestos a los distintos elementos, cambios de temperatura, sal, cloro, sudor, etc. que evidentemente va resecando la piel e incrementan las posibilidades de que aparezca el picor.

La dermatitis atópica como el tipo de eczema más común

De entre los distintos tipos de eccema, la dermatitis atopica es con diferencia la más conocida, y también cabe destacar que es una de las que más calentamientos de cabeza no suele dar no por gravedad, ya que no es contagioso ni problemático salvo por el hecho de que la zona se presenta con rojez y pica.

No existe una razón clara por la que se produce la dermatitis atópica, pero se considera que los factores principales serían los genéticos y ambientales, y de hecho, si viajáis a un destino diferente donde exista una menor contaminación o el agua sea más limpia, observaréis que la dermatitis disminuye ya directamente en los primeros días.

Consejos para cuidar e hidratar tu piel adecuadamente y así evitar los eccemas

Para poder prevenir e incluso también curar la dermatitis atópica o cualquier otro tipo de eccema, es muy importante que cuidemos de forma diaria nuestra piel, para lo cual deberemos alimentarnos de forma equilibrada, además de que se recomienda utilizar tejidos de algodón y evitar la lana y la lanolina.

Debemos evitar al máximo la sudoración así como jabones y detergentes o productos químicos en general que sean pésimamente fuertes, sin olvidar que también nos vamos a proteger de los cambios bruscos de temperatura y de los alérgenos.

Es recomendable reducir la frecuencia de los baños y hacer que sea lo más rápido posible es y, en la medida, utilizaremos el agua lo más fría que podamos. Los jabones deberán ser suaves y se utilizarán tan sólo en las zonas más sucias como cara, genitales, pies, manos y axilas en el caso de que se haya producido el eccema.

Evitaremos frotar la zona afectada y sobre todo aplicaremos cremas que nos garanticen una buena hidratación.