El tiempo - Tutiempo.net
Alcoi
El temps
español Este contenido sólo está disponible en valenciano

Article d'opinió de Manuel Nadal, alcoià i sociòleg per la Universitat d'Alacant

Manuel Nadal

C.D. Alcoyano

Me acuerdo de pequeño que cada miembro de la familia era de un equipo. Yo soy fiel seguidor del Barça desde bien pequeño, seguramente porque in vecio…

Me acuerdo de pequeño que cada miembro de la familia era de un equipo. Yo soy fiel seguidor del Barça desde bien pequeño, seguramente porque in veciono, 4 o 5 años mayor que yo lo era e íbamos mucho a su casa y la tenía decorada de posters, fotos, banderas, bufandas… me hablaba del Barça, de su estadio, él había estado en el Nou Camp, yo no fui hasta que tuve 25 años. 

Tengo fotos con la camiseta del Barça con 6 0 7 años, con 9 tuve el chándal, mi vida siempre ha estado unido a este quipo. Por otra parte, mi otra gran pasión era el C.D. Alcoyano. Cuando era pequeño mi padre me llevaba a ver algún partido a El Collao, en Batoi, estadio histórico del fútbol español. Mi padre no es que fuera muy fan del Alcoyano y me llevaba a regañadientes, no era socio entonces. Fue a partir de los 12 o 13 años cuando ya iba solo con mis amigos o con el padre de alguno de ellos. 

Uno de los primeros partidos que recuerdo del Alcoyano fue contra el Cádiz de 1986 de dieciseisavos de final de la Copa del Rey. El árbitro Pes Pérez favoreció en todo momento al Cádiz, llegamos a la tanda de penaltis y ahí perdimos, creo que hubo invasión de campo y agresión al árbitro, con multa y clausura del Collao por un partido.

Otro partido clave fue el partido de ida de Copa de 1985 en el Collao contra el Athletic Club, vino un amigo de mi padre de Ontinyent muy fan del Athletic. Fui con mi padre, y con mi hermano Perdimos 0 a 1, pero recuerdo que estábamos en 1ª fila.  jugo Zubizarreta posterior portero del Barça y muchos años en la Selección. El Athletic venía de ganar Liga y Copa, Clemente en el banquillo. Fue todo un acontecimiento en Alcoi. Finalmente perdimos 0-1 y en la vuelta en San Mamés nos endosaron 5 a 0. 

En ambos partidos tenía una ilusión tremenda por ir, nervios, cosquillas en la barriga, ilusión, se me hacía eterno el tiempo hasta legar la fecha del partido…

Otros partidos que recuerdo muy bien fue el Lorca-Alcoyano para el ascenso de 3ª en 1997 a 2ª B. en la penúltima jornada nos jugábamos el subir frente al Lorca, allí que fuimos, tras una temporada en 3ª espectacular en el que el delantero centro Bol fue el máximo goleador de todas las divisiones del fútbol español. En Lorca perdimos 5-2 y ya en la última jornada que también nos enfrentábamos al Lorca llegábamos sin posibilidad alguna. 

Otro equipo murciano al que nos enfrentamos fue el Cartagena en la promoción e ascenso a 2ª A, era el último partido de promoción, una eliminatoria de ida y vuelta, el primer partido fue en el Cartagonova, no pude acudir, perdimos 1-2. La vuelta sí que acudí, como no, junto con mi amigo Israel, él se encargó de sacar las entradas al vivir en Alcoy. Teníamos que superar el 1-2 de Cartagena- Fue un partido espectacular, con mucha emoción, con unos nervios prepartido impresionantes. Nuestro entrenador era Bordalás, actual entrenador del Getafe, también del Valencia y gran trayectoria como entrenador, aunque su filosofía del fútbol, un fútbol áspero, correoso, defensivo, al límite de las reglas no casa conmigo demasiado, pero eso es otro cantar. Para el decisivo partido Isra compró las entradas en Tribuna, hacía tiempo que no iba a Alcoi y me reencontré en El Collao con mucha gente conocida, todos con una gran cara de ilusión, nervios contenidos por ver al Alcoyano en 2ª División después de 40 años. Pasó lo peor, íbamos 2-1 ganando, íbamos a la prórroga y en el 91 debido a un fallo garrafal de nuestro central Fernando Martín, un gran defensor que había cuajado una gran temporada. Todos los sueños se nos vinieron abajo y nos dimos un baño de realidad, y a seguir un año más en 2ª B. 

Recuerdo muchos más partidos como el Barça-Alcoyano en el Camp Nou el cual empatamos a 2. Fui con Eduardo, mi amigo argentino de Barcelona, vi a muchos alcoyanos conocidos que se habían desplazado desde Alcoi a Barcelona a ver el partido, yo desde Valencia, Era por enero del 2008 y lo teníamos francamente complicado porque en la ida habíamos perdido 0-3. Era el famoso Alcoyano del contestano Barselleta, Carrión y el Barça de Deco, Puyol, Bojan. Pues nos endosó 2 goles el Esquerro al principio del partido, pero aún empatamos, en el último minuto. No me acuerdo quién fue, pero los alcoyanos en el Camp Nou hicimos resonar el “¡Deportivo, Deportivo, Deportivo!”.

Otro gran partido que celebré en el salón de mi casa en Valencia fue el eliminar en Copa del Rey al Real Madrid en 2021, que gustazo más grande. Lástima que se jugara a puerta vacía por tema del COVID. Llorando, cantando, gritando, increíble, que alegría más gorda. Nunca lo hubiera pensado, ni yo ni nadie. El Madrid entró en crisis gracias al Deportivo. En el primero que pensé fue en mi amigo Israel por los momentos que hemos vivido juntos y muchos de ellos ligados al fútbol, tanto del Barça como del Alcoyano. Nos llamábamos durante el partido y después. Ha sido uno de los mejores momentos de mi vida.  Luego ya nos eliminó el Athletic Club.

El ascenso a 2ª División A fue otro gran acontecimiento, 2011, nos enfrentábamos al Lugo por el ascenso a Segunda A y ganamos ambos partidos por 1 a 0. Ambos partidos los vi por la televisión o por internet. El partido de vuelta allá en Galicia fue una locura, después de 42 años volvíamos a estar en Segunda.

Para mí el Alcoyano es el Club de mi vida, el Club de mi niñez, de vivir de cerca el fútbol, el Alcoyano es la menta del descanso, es la grada superior lateral derecha de Gol B con mis amigos, en lateral con mi padre y a veces mi hermano. El equipo de la fuerza, de la garra, la intensidad, la Moral. El Alcoyano es el Deportivo, es la afición cantando, gritando, animando con el “¡Deportivo, Deportivo, Deportivo!” cuando el equipo más lo necesita. El Alcoyano es infancia, es mi padre que me llevaba a El Collao, es pasión, ilusión, costumbre, afición, cariño, amor a mi ciudad, es el Club que siempre amaré.