El tiempo - Tutiempo.net
Alcoi
El temps
español Este contenido sólo está disponible en valenciano

Article d'opinió de Carlos Pastor,

Carlos Pastor

Las pocas luces de Antonio Francés

Se instalarán un 14% menos de luces de navidad y una reducción sustancial de su calidad. La reducción de la iluminación navideña tiene su causa en lo…

Se instalarán un 14% menos de luces de navidad y una reducción sustancial de su calidad. La reducción de la iluminación navideña tiene su causa en los más de 2,4 millones de déficit del Ayuntamiento de Alcoy.


Empiezo a escribir este artículo el martes y la mitad de la Alameda Camilo Sesto todavía no tiene iluminación navideña. ¿Qué está pasando este año con las luces navideñas? Según la concejal de fiestas, el próximo día 3 se encenderán y estarán todos los motivos navideños instalados. En otras localidades cercanas las luminarias ya están instaladas. 


Quizá tiene que ver con la improvisación a la que nuestro alcalde nos tiene acostumbrados, ya que la mayoría de los municipios realizan los concursos públicos de iluminación navideña con tiempo suficiente para encontrar un proveedor válido y ajustado, pero en Alcoy, fruto de la desidia de este gobierno, se hizo tarde y el concurso quedó desierto. Otro éxito para el Gobierno local. 


Las luces de Navidad son un 14% menos que otros años. Esto sería hasta deseable en un contexto de ahorro del gasto público, pero esta contracción viene de una mala gestión económica cuyo responsable máximo es Antonio Francés. 


Las luces son el ejemplo práctico de una cosa, la situación económica del ayuntamiento provocada por estos años de gobierno de Antonio Francés. 


El ayuntamiento de Alcoy vive una situación límite, el déficit en 2021 era de 2.473.851,87€, y para paliar esta situación, Francés y su equipo tuvieron que recortar 500.000€ del presupuesto de 2022, presupuesto previamente inflado en ingresos hasta el punto que la propia intervención municipal tildó de “desequilibrado” entre los capítulos de ingresos y gastos. "Excesivas previsiones de ingreso, así como una excesiva dependencia del endeudamiento y de las subvenciones". Este desequilibrio se realiza para poder gastar más y ese es el problema que vivimos con el gobierno local, gastar sin control. 


La prueba de esta mala gestión es que el 15 de octubre, según establece la ley, debería haberse presentado el presupuesto de 2023, pero no se ha hecho. ¿Qué esconde el alcalde a los Alcoyanos? ¿estos 2,4 millones de déficit en qué se han convertido? 


Lo cierto es que “La Ciutat del Nadal” va a estar a oscuras por la mala gestión de los recursos públicos y este es solo un ejemplo de la cantidad de servicios al ciudadano que se están viendo afectados, creando un clima de pesimismo sobre el futuro de la ciudad. 


Alcoy necesita avanzar, sanear sus cuentas, mejorar los servicios a los ciudadanos… Pero la realidad es que Antonio Francés lo único que tiene que ofrecer a los alcoyanos es cada vez “menos luces”.