El tiempo - Tutiempo.net
Alcoi
El temps

Como mantener la Puerta del Garaje en perfectas condiciones

Imatge d'article extern sobre el manteniment de les portes als garatges
Article extern sobre el manteniment de les portes de les cotxeres

Hoy les traemos una serie de consejos para mantener la puerta de su garaje en perfectas condiciones de una forma sencilla, de la mano de la empresa ServidoorsDistribuidor oficial Roper les dejamos una serie de consejos para que la puerta de su garaje pueda funcionar sin averías durante más tiempo.

Hoy les traemos una serie de consejos para mantener la puerta de su garaje en perfectas condiciones de una forma sencilla, de la mano de la empresa Servidoors Distribuidor oficial Roper les dejamos una serie de consejos para que la puerta de su garaje pueda funcionar sin averías durante más tiempo.

Usted mismo puede realizar fácilmente ciertas tareas de mantenimiento y el sistema de seguridad de la puerta del garaje. Si no se siente cómodo realizando este tipo de mantenimiento lo mejor es ponerse en manos de un técnico cualificado.

Consejo de seguridad:

Para evitar lesiones, es preferible que sus familiares y mascotas se mantenganalejados de la puerta, que sepan que está revisándola y que no debe ser abierta o cerrada por nadie hasta que se termine con el trabajo de mantenimiento.

Las siguientes pruebas y mantenimiento deben realizarse en el siguiente orden:

Inspección visual mensual.

En el garaje con la puerta de garaje seccional cerrada, busque: los muelles de barra de torsión, cables, rodillos, poleas y piezas de montaje (tales como bisagras) para ver si hay signos de desgaste o daños. Busque el desgaste prematuro o la deshilachadura del cable. Si algo no le parece normal, podría ser síntoma de un problema más grave. Si no se puede resolver esta avería, haga inspeccionar la puerta seccional de su garaje por un técnico de servicio cualificado.

Prueba de balanceo mensual de la puerta del garaje.

Si la puerta está equipada con un automatismo (motor de techo o similar), cierre la puerta de garaje y desbloquee el motor. Una vez que pueda manejar la puerta de garaje manualmente, levante la puerta del garaje. Debe manipularse suavemente con poca resistencia y permanecer completamente abierta. Si la puerta es difícil de maniobrar o no permanece abierta, puede estar desequilibrada y debe ajustarse de nuevo. Si no se siente capaz de ajustar su puerta, llame a un técnico calificado, un mal ajuste puede traer accidentes a usted o su familia.

Prueba de seguridad del automatismo

Los automatismos para puertas de garaje están equipados con un mecanismo de inversión para evitar atascos o accidentes bajo la puerta al cerrarla. Si su sistema no tiene inversor, se recomienda cambiar el motor. Abra la puerta del garaje completamente, coloque un objeto no frágil como una caja, por ejemplo, en el centro de la abertura de la puerta del garaje. 

Accione el transmisor para cerrar la puerta de garaje. Cuando la puerta entra en contacto con el objeto, la puerta seccional debe detenerse e invertir automáticamente el sentido de marcha. Si su puerta seccional de garaje no retrocede, el motor debe ser revisado o sustituido. 

Prueba de seguridad de las células fotoeléctricas (si su motor o puerta están equipados con fotocélulas).

Cuando la puerta seccional del garaje esté completamente abierta, presione el mando para cerrar la puerta. Introducir un objeto largo, como un palo de escoba, delante de una de las fotocélulas para que detenga el movimiento de la puerta.Si no se detiene este sistema de seguridad no están funcionando correctamente.

Cuando la puerta del garaje esté cerrada, limpie las células fotoeléctricas con un paño suave y seco y, sin forzarlas, ajústelas manualmente si no parecen estar alineadas. Abra la puerta de garaje y repita la prueba con las fotocélulas. Si la puerta del garaje todavía no se detiene, entonces tendrá que probar su cuadro y si es necesario reemplazarlo. 

Aviso importante

Este tipo de actuaciones si no se tiene la suficiente destreza puede ser complicado de realizar y puede desencadenar en averías peores, por lo que se recomienda mejor consultar con un técnico especializado en puertas automáticas de garaje.

Mantenimiento anual.

Aplique una pequeña cantidad de lubricante en aerosol a base de silicona sobre las bisagras de las puertas, los ejes de las ruedas y todas las bisagras, pero nunca sobre los rieles.

La grasa no se debe utilizar, los cambios de temperatura como el frío endurecen la grasa y pueden causar un mal funcionamiento de la misma. Además con viento y polvo la grasa se suele ensuciar y ofrecer más resistencia en el paso de los ruedines.