El tiempo - Tutiempo.net
Alcoi
El temps

Conoce los créditos y los préstamos rápidos ASNEF

En los tiempos de cuarentena que estamos viviendo, recurrir a los préstamos o créditos para no sucumbir a la crisis económica generada por el COVID-19 es una opción muy válida. Conseguimos una liquidez rápida y fácil que nos libra de echar el cierre de nuestro negocio o para poder pagar facturas o deudas. Si estás en una situación similar a ésta, te recomendamos que sigas leyendo para saber cómo solicitarlo y en qué consisten.

 

Diferencias entre préstamo y crédito

Se tratan de dos términos que a menudo son confundidos entre la gente, ya que aunque compartan muchas similitudes, también existen determinadas diferencias que los hacen ser distintos.

En primer lugar, cabe destacar que ambos son productos financieros solicitados por empresas o particulares con el objetivo de conseguir liquidez inmediata, pero existen cuatro diferencias claras entre ellos:

  • En un préstamo obtenemos la cantidad total desde un principio, mientras que en un crédito vamos obteniendo las cantidades gradualmente.

  • Un préstamo tiene una fecha cerrada de devolución desde que se firma el acuerdo. Por el contrario, un crédito es una operación abierta, es decir, que la devolución puede ir variando según nuestras necesidades.

  • El pago de intereses se hace en ambos casos, pero en un préstamo se pagan por el total de la operación, mientras que en un crédito se pagan intereses según la cantidad que hayamos utilizado.

  • Un préstamo no puede ser renovado, ya que tiene un plazo fijado de devolución, pero un crédito sí.

 

¿Qué son, para qué sirven y cómo solicitar los préstamos rápidos ASNEF?

ASNEF significa Asociación Nacional de Establecimientos Financieros de Crédito, es decir, es el conjunto de entidades consideradas establecimientos financieros de crédito, como por ejemplo, bancos, compañías de telefonía, aseguradoras, etcétera.

Un prestamo rapido ASNEF tiene la peculiaridad de que pueden ser concedidos incluso si aparecemos en esta lista de morosos. Gracias a ellos, no tendremos ningún problema para conseguir liquidez inmediata o financiación para cualquier proyecto que tengamos en mente.

Se puede obtener un préstamo rápido ASNEF de una manera muy sencilla y desde la comodidad de nuestra propia casa, vía online. Tan sólo indicando la cantidad que necesitamos y en cuánto tiempo lo podremos devolver, podremos conseguirlo siempre y cuando rellenemos un formulario muy rápido y sencillo que será estudiado brevemente por un sistema automático. De esta forma podremos conseguir hasta mil euros en menos de 24 horas.


Requisitos para conseguir un crédito online ASNEF

Los creditos rapidos, al igual que los préstamos, se conceden con pocos requisitos. Para adquirir un crédito rápido ASNEF nos valdrá con simplemente presentar el DNI, y con un ingreso mensual demostrable, tendremos prácticamente asegurado que nos lo concedan. 

Para conseguir una aprobación segura de nuestro crédito, deberemos cumplir con dos condiciones imprescindibles:

  • No tener ninguna deuda con ninguna entidad bancaria.

  • La cantidad de nuestra deuda no podrá ser superior al importe que se fije por cada compañía de crédito. 

Además, debemos cumplir unos requisitos básicos como:

  • Tener una edad acorde a los límites impuestos por la entidad financiera (varía de una a otra).

  • Tener una fuente regular de ingresos. Independientemente si los ingresos provienen de una nómina, prestación social o pensión. Debemos demostrar que somos solventes.

  • Residir en España. Con adjuntar el DNI será suficiente, o en su defecto, el NIE.

  • Ser titular de una cuenta bancaria. Debemos aportar nuestros datos de la cuenta.

  • Poseer un teléfono móvil activo. Con el que poder ser contactados.


Ventajas de solicitar créditos online con ASNEF

  • Ahorro de trámites. Los requisitos que nos piden en las plataformas electrónicas son muy básicos.

  • Rapidez. En un máximo de 24 horas podremos disfrutar de nuestro dinero.

  • Mayor flexibilidad. Existen infinidades de métodos de pago y en cantidades variables, por lo que nos será muy sencillo poder devolverlo.

  • Comodidad. Desde casa, por ejemplo. Simplemente con un ordenador, tablet o teléfono móvil podremos solicitarlo.

  • Transparencia. Reflejan con claridad las condiciones y las reglas para la devolución, sin letra pequeña.