El tiempo - Tutiempo.net
Alcoi
El temps

Criptomonedas: el objetivo de las estafas en internet

Desde su creación, las criptomonedas han sido elegidas por muchos usuarios de internet por ser anónimas, seguras, y garantizar un intercambio exento de las tantas regulaciones de las bancas y agencias financieras. Sin embargo, éstas razones también le han dado vía libre a numerosos fraudes. 

Internet trajo consigo a lo largo de los años muchas ventajas. Facilitó el acceso a posibilidades que antes no existían, redujo las barreras que suponían los límites geográficos y unificó comunidades en espacios seguros. Aun así, es un mundo que no le ha podido escapar a los males que afectan y han afectado siempre la vida cotidiana. 

 

Con el surgimiento del bitcoin diez años atrás se abrió un nuevo esquema de oportunidades, pero también fue usado como cebo para estafas y proyectos ilegítimos, lo cual se convirtió en una verdadera amenaza. Además, esto ha llevado a muchas personas a pensar que las criptomonedas están inevitablemente vinculadas a empresas fraudulentas. 

 

Las temidas estafas 

 

Con el transcurso de los años y debido a su fama, el bitcoin fue la divisa escogida para regir la banca electrónica, siendo mayormente los inversionistas jóvenes o dueños de empresas los usuarios recurrentes. 

 

Sin embargo, poco a poco fue siendo también el centro de numerosos embustes, peligro que se preveía cuando empezaron a instalarse medidas políticas para regularla. 

 

Recientemente, han estado sonando fuerte las opiniones sobre la estafa 1k Daily Profit, un fraude de los tantos que se han realizado bajo la sombra del anonimato, y que en muchas ocasiones no deja más que usuarios frustrados, ya que puede llegar a ser tarea difícil localizar a los estafadores. 

 

1k Daily Profit era una plataforma que prometía a sus clientes la ganancia de grandes cantidades de dinero en un muy corto período de tiempo. Utilizando la imagen de un personaje inventado como si fuera una persona real, garantizaban a los usuarios ser una empresa fiable que los ayudaría a convertirse en millonarios. Gracias a numerosas advertencias que empezaron a surgir, el fraude quedó descubierto. 

 

Con este mecanismo, prometiendo a los usuarios grandes sumas de dinero si éstos hacían una inversión, se han ejecutado numerosas estafas. Otras veces, los estafadores implementan otro tipo de modalidades, como las Ofertas Iniciales de Moneda

 

Éstas consisten en campañas de financiación o búsquedas de inversores, y han sido utilizadas por un número alarmante de empresas, siendo Centra Tech una de las que más trascendió. Centra Tech había llegado a recaudar 28 millones de euros antes de ser descubiertos y sus fundadores arrestados y sometidos al peso de la ley. 

 

Los intercambios de criptomonedas, es decir, las transacciones financieras son otros de los métodos usados. La compra de bitcoins puede resultar realmente peligrosa sin una agencia o intermediario seguro que la regule. Así como puede ser arriesgada la minería o cloud mining: la creación de criptomonedas. Esta forma es también una de las tácticas empleadas por estafadores anónimos, atrayendo usuarios a accionar en lo que simula ser una empresa confiable

 

Son muchos los cuidados necesarios a la hora de navegar y, especialmente, de ingresar en el mundo del dinero electrónico. Aunque los casos negativos le han atribuido mala fama, el bitcoin no es necesariamente malo ni las compañías que invierten en él son fraudulentas en su totalidad. 

 

Qué son las criptomonedas

 

Las criptomonedas son, esencialmente, un tipo de moneda digital. Son también denominadas criptoactivos y utilizan su propio sistema, creado para proteger las transacciones financieras. 

 

La diferencia entre éstas y los servicios de pago online (como Paypal) es que los servicios online se realizan a través de redes privadas; es decir, con intermediarios. Las criptomonedas funcionan sin intermediarios, lo que a su vez le da mayor rapidez al intercambio.

 

La primer criptomoneda en aparecer fue el bitcoin, en 2009. Luego le siguieron otros tipos de divisas digitales como Litecoin o Ripple, aunque no todas llegaron a tener el éxito que alcanzó el bitcoin. 

 

Como estamos hablando de una moneda electrónica, es necesario que éstas -junto a sus sistemas- puedan actualizarse, algo que el bitcoin ha podido hacer, a lo largo de sus ya diez años de existencia.