El tiempo - Tutiempo.net
Alcoi
El temps

Juegos sexuales para elevar la temperatura

Para las parejas que desean vivir encuentros sexuales más prolongados e intensos, un sex shop tiene un sinfín de juguetes sexuales. Uno de ellos, Red…

Para las parejas que desean vivir encuentros sexuales más prolongados e intensos, un sex shop tiene un sinfín de juguetes sexuales. Uno de ellos, Red Lights, una de las mayores tiendas erótica onlines, se convertirá en un lugar imperdible para probar y jugar con dildos, vibradores y lubricantes, en busca de una mayor complicidad y orgasmos múltiples. 

Explorar lo desconocido

Entre dos siempre es más interesante el juego, pero muchas veces un tercer elemento como un accesorio puede ser el detonante o el picante que necesitan los encuentros sexuales. ¿La clave? La confianza y el atreverse a ir más allá de la zona cómoda y los límites propios.

 El uso de vibradores para estimular el clítoris y la zona anal de ambos puede ser un buen comienzo en el momento previo donde no pueden faltar las caricias, los besos, un mordisco en una zona erógena en particular y ¿por qué no? vendar los ojos del amante para desarrollar más la sensación de los otros sentidos como el tacto, el olfato y el gusto.

 Lo último de los vibradores es la confección de dispositivos con un mando a distancia, que se activa desde una app en el teléfono móvil de la pareja, quien en un momento del día, aprieta con un botón y envía un impulso eléctrico directamente a la zona íntima de su cómplice.

 Estos momentos harán que sus juegos sexuales alcancen otros niveles de intensidad y diversión.

¿Qué juguete elegir?

Entre las miles de opciones disponibles en el catálogo de juguetes sexuales, hay de todos los sabores, tamaños, modelos y texturas, lo que hace que los juegos sexuales sean muy excitantes. Con creatividad, mucha práctica y comunicación, estos juegos sexuales harán que los amantes descubran y disfruten sus propias fantasías.   

 Los juegos sexuales en pareja implican creatividad y entrega, entre los que destacan los juegos de roles y la utilización de vestimentas más atrevidas como lencería, atuendos de cuero, látex y terciopelo.

Estos kits incluyen barajas con fantasías para ellas y para ellos, manual de instrucciones y los accesorios imprescindibles como lubricante y vibradores. Para hacer más emocionante la experiencia, algunos vienen con varios niveles de dificultad desde los amateurs hasta los más expertos.

 El ingrediente de la competición hará que ambos se motivan a llegar a otras zonas, que antes consideraban prohibidas.

 Así mismo, se encuentran otros retos más interesantes como la baraja erótica y los paquetes con accesorios de bondage con cintas de amarrar, vendas y fustas, seguras y fáciles de usar.

Hay que destacar que todos estos accesorios están fabricados con las normas internacionales de higiene y seguridad para una mayor tranquilidad de la pareja.

Cumplir las fantasías con la pareja

Independientemente de cuánto tiempo tenga la relación y qué lo fría que se encuentre en este momento, todas las parejas y relaciones poliamorosas tienen la posibilidad de experimentar su pasión inicial pero ahora con una mayor intimidad y complicidad

 Uno de los juegos más populares es el llamado Bomba, en el que los amantes establecen un límite de tiempo en el que podrán hacer todo excepto la penetración.

 De esta manera, cada uno tendrá que entrenarse en los juegos previos como masajes, besos, caricias y bailes eróticos, para activar el detonante, calentar y preparar sus cuerpos.

 El cautivo es otra de las fantasías más recurrentes, en donde la confianza es importante para ambos. Uno de los amantes inmoviliza al otro con unas esposas o unas suaves cintas de terciopelo en una silla o en la cabecera de la cama.

 A continuación, la persona puede tocar su pareja en cualquier zona de su piel.

La persona atada experimentará todo tipo de fantasías en su mente y compartirá con el otro, todo tipo de sensaciones. La oscuridad revelará los instintos más ocultos de ambos.

Juegos previos

Para las personas un poco más tímidas o reservadas, otra opción es escribir en papelitos sus fantasías más ocultas y colocarlos en un vaso. Entre ambos, escogerán, lo leerán y lo harán realidad. A medida en que cumplan cada una de las actividades, el nivel de excitación será cada vez mayor. 

 Por supuesto, los disfraces no pueden quedar por fuera. Más de uno querrá jugar a ser la sensual maestra de la escuela o el hombre que entrega el pedido. Los atuendos pueden ser tan divertidos y diversos como el de Gatubela, Aquaman y hasta cosplays japoneses.

 En el sexo, no solamente el sentido del tacto es el rey, también el gusto, el olfato y lo visual se incorporan al encuentro las películas eróticas, la ingesta de afrodisíacos y los aceites con olores exquisitos.

 En la guerra y en el sexo todo vale. El secreto es el grado de confianza en la pareja para traspasar el miedo y lograr la conexión, la plenitud y disfrutar el verdadero sentido del erotismo.