El tiempo - Tutiempo.net
Alcoi
El temps

Por qué evitar el uso de lentillas en la piscina o la ducha

Una de las cosas más recomendable que se debe hacer cuando se usan lentillas es quitarlas antes de la ducha. Si no se sigue esta regla, se arriesga bastante la salud visual. 

Si por olvido o pereza, no te quitas las lentillas antes de tomar una ducha, este mal hábito podría ser costoso para ti. Por tal motivo, los especialistas indican que ducharse o nadar con lentes de contacto es una prohibición absoluta.

No obstante, una manera de evitar estos riesgos consiste en usar lentillas diarias para que las infecciones no ocurran con frecuencia. ¡Igualmente te recomendamos prestar mucha atención!

Riesgo de infección corneal

El agua puede contener muchas amenazas invisibles para tus ojos y las lentillas pueden retener algunos de estos microorganismos, causando efectos nocivos. 

Por ejemplo, en el agua dulce está presente una ameba del género Acanthamoeba, un microorganismo animal compuesto por una sola célula. Si te duchas o nadas con lentes de contacto, esta ameba puede quedar atascada detrás del lente y comenzar a destruir el ojo.

Se trata de una infección rara, pero si ocurre, es difícil de tratar. El tratamiento consiste en tomar múltiples medicamentos durante mucho tiempo, y algunos pacientes incluso tienen que someterse a un trasplante de córnea.

¿Cómo reconocer la infección en la córnea? 

Con la queratitis, o infección de córnea, el ojo se vuelve rosado y doloroso y la visión se vuelve borrosa. Entonces es necesario consultar urgentemente a un oftalmólogo para tratar el problema lo antes posible. 

Por lo tanto, recuerda quitarte las lentillas antes de ducharte o bañarte, antes de ir a la piscina, porque esta ameba sobrevive en agua clorada, pero también antes de ir al spa porque la ameba puede ser permanecer en el vapor de agua. 

También es por esta razón que nunca debes limpiar tus lentillas con agua del grifo, sino usar un limpiador de lentes especial.

Lentillas en la piscina y la playa 

¿Puedes nadar con lentillas? Sí puedes, pero con un cuidado especial, ya que estos ambientes son muy húmedos y la presencia de bacterias es más constante. Incluso ni siquiera se recomienda guardar tus lentes dentro del baño. Un lugar muy seco siempre es el correcto.

Si practicas deportes acuáticos, como natación y aeróbicos acuáticos, o disfrutas del verano en las playas y piscinas, opta por las lentillas desechables de eliminación diaria.

Las bacterias que se encuentran en estos lugares más húmedos pueden alojarse en el cristalino y dañar los ojos. Por lo tanto, con las lentes de eliminación diaria, puedes evitar esta contaminación.

Y si vas a bucear con las lentillas, no olvides las gafas de buceo, para que puedas abrir los ojos sin problemas mientras te diviertes, viendo todas las maravillas que están bajo el mar.

Después de toda la diversión, para limpiar tus lentillas, usa siempre las soluciones de limpieza y conservación apropiada. Ahora no hay excusa para no cuidar tus lentes o incluso para no divertirte de una manera muy refrescante.
 
Consejos de seguridad

Para evitar cualquier riesgo de desarrollar infecciones en los ojos debido al uso de lentes de contacto, sigue estas medidas de seguridad:


- Lávate las manos y sécalas bien antes de tocar tus lentillas

- Limpia las lentillas suaves solo con un producto adecuado 

- No uses lentes de contacto en la ducha, en piscinas o en agua dulce

- Nunca limpies las lentillas con agua del grifo y mantén siempre la carcasa con el líquido proporcionado 

- En caso de molestias o dolor, quítate las lentes y consulta a un médico